Día Mundial de la Trombosis

Movimiento global del Día Mundial de la Trombosis

Historias personales

Lacey Gradwell

Oxford, Reino Unido

Lacey Gradwell era una típica joven estudiante que disfrutaba de deportes como hockey, tenis y rounders. Su vida cambió en enero de 2014, cuando sintió un insoportable dolor en la pierna izquierda, un dolor que comenzó en la pantorrilla y se extendió hasta la ingle.  

Al principio creyó que era tan solo otra molesta lesión por el deporte, pero el dolor continuó al día siguiente y entendió que era algo más. 

No quiso correr riesgos porque sabía que era un problema evidente, y convenció a su novio de que la llevara al hospital. Le indicaron una batería de exámenes y se le suministró una terapia con heparina. La buena noticia fue que los pulmones no tenían coágulos, pero la pierna estaba llena de coágulos de sangre y cualquiera de ellos podía desprenderse e implicar un riesgo para su vida.  

Lacey demoró varios meses en recuperarse, iba a las clases de la universidad con muletas y tomaba medicamentos anticoagulantes. Seis meses después, la pierna izquierda volvió a la normalidad, la hinchazón cedió y el dolor se redujo.

Aunque ya no puede practicar tantos deportes como solía, se mantiene activa. En 2014, Lacey escaló los tres picos más altos del Reino Unido para recaudar dinero para la organización benéfica Thrombosis UK (antes conocida como Lifeblood: The Thrombosis Charity).

Además de tomar anticonceptivos orales, Lacey no tenía otro factor de riesgo que pudiera indicar que una predisposición a la trombosis venosa profunda.

"Lo que hay que recordar es que los coágulos de sangre pueden atacar a cualquier persona de cualquier edad", cuenta. "Al pasar por esta alarmante experiencia, entendí que debo vivir cada día al máximo y devolver algo a la comunidad. Si puedo ayudar a generar conciencia sobre los coágulos de sangre, será una gran contribución para ayudar a otros".

WORLD THROMBOSIS DAY
Powered by Translations.com GlobalLink OneLink Software